Blog de Galsuinda

24 Mayo 2012

 Los testimonios de quienes se han sometido a un aborto voluntario afirman que, lejos de ser un derecho, es la puerta de entrada a un infierno psicológico de angustia, depresión e ideas suicidas. Es el inicio de una vida bajo el síndrome post aborto.

 
“Me refugié en el alcohol porque en mi cabeza no paraba de decirme: he matado a mi hijo, lo he matado”. “Esa misma noche lloraba de arrepentimiento y tristeza. ¿Por qué nadie me dijo lo que me pasaría después?”. “Horrible, horrible, horrible”. Este es el adjetivo más pro­nunciado por mujeres que se han sometido a un aborto provocado.
 
Sus testimonios evidencian no sólo que el síndrome post aborto existe, sino que el sufrimiento que pro­voca en la mujer es mucho mayor del que podría haberles supuesto seguir adelante con el embarazo.
12 Mayo 2012

 Theresa Bonopartis, con veinte años de experiencia en síndrome post aborto, ofrece tres consejos a quien se vea en esa situación.

Theresa Bonopartis ha dedicado veinte años a un programa de abordaje del síndrome post aborto, llamado Lumina, que le ha brindado la posibilidad de conocer cientos de casos como los que analiza en un reciente artículo en el National Catholic Register.

A saber: ¿debe decirse a la pareja, antes del matrimonio, que en el pasado se cometió un aborto? O ¿qué hacer cuando el cónyuge se entera años después de contraído el matrimonio?

4 Ene 2012

Tras su paso, hace ya unos cinco años, por las pasarelas europeas y diversas producciones para la televisión, Amada Rosa Pérez, desapareció de la escena pública sin dejar rastro alguno. Hace poco ha vuelto, pero esta vez no para deslumbrar a hombres y mujeres con sus atributos físicos y su encanto personal sino para dar testimonio de su conversión después de haber abortado e intentado suicidarse

Páginas

Suscribirse a RSS: Blog de Galsuinda